Destacados atletas, artistas, bailarines, músicos, actores y otros practicantes con frecuencia te dirán que tienen mucho más potencial que el que están utilizando. Las barreras hacia una práctica mejorada, dicen, están “en mi cabeza”. Nosotros sabemos que estas barreras, por supuesto, son bloqueos emocionales (de energía), y todos son candidatos llamativos para EFT.

El Dr. Larry Stoler trabaja con un trompetista quien, en sus propias palabras, ha logrado una mejoría tan dramática que ahora puede “cantar a través de su instrumento”. Ustedes podrán encontrar esta historia particularmente útil para imprimirla y mostrarla a clientes dudosos a quienes les gustaría desempeñarse en mejores niveles.

Por Dr. Larry Stoler

Hola Gary y miembros de la lista:

Sabemos que EFT es un método efectivo para mejorar el desempeño en los deportes (ver artículos previos en el sitio de la red de EFT acerca del golf y el béisbol). En este artículo, yo compartiré una experiencia de haber utilizado EFT para ayudar a un trompetista profesional, Bruce Daugherty, a mejorar su práctica musical. Usando EFT, él fue capaz de prepararse mejor y manejar audiciones profesionales – las que sin duda se encuentran entre las situaciones más ansiógenas que podamos imaginar. Disfrutando EFT, él las usó para hacer dramáticas mejorías en la calidad de su práctica y en su nivel de comodidad al tocar con diferentes trompetas. Los trompetistas profesionales deben ser capaces de tocar trompetas B bemol, Concierto C, Piccolo y E bemol.

Le pedí que compartiera sus pensamientos acerca de su experiencia con EFT y tuvo la amabilidad de hacerlo (y permitirme compartirlos con todos ustedes).

Una de las ventajas de trabajar con Bruce es su extraordinaria consideración y sensibilidad. Debido a esto, él es capaz de captar muchas sutilezas en su interpretación musical y en su pensamiento. Esto me ayudó a apreciar la profundidad con la que EFT le ayudó en su interpretación.

COMENTARIO GC: Para los músicos consumados, son éstas “sutilezas” las que hacen aflorar importantes niveles nuevos de “libertad de ejecución”.

A continuación se presentan los comentarios de Bruce, después de estos, añadiré algunos comentarios de cierre.

De Bruce Daugherty, Trompetista Profesional.

“Yo conocí a Larry Stoler a través de uno de mis colegas. Larry quería aprender a tocar la trompeta para poder hacerlo en la próxima boda de su hermano (en alrededor de 9 meses). Nos hicimos buenos amigos (también tocó bastante bien para su hermano). Yo compartí con él el lado profesional de hacer música, particularmente los nervios y el proceso de audición. Le expliqué que para poder ganar un lugar en una orquesta profesional uno tenía que hacer audiciones frente a un comité. Te daban 10 minutos para tocar música que estaba en una plataforma detrás de una pantalla. A veces sabías cuál era antes de llegar ahí, pero otras no. El resultado de esta audición determinaba si podías tocar con dicho grupo o no.

Te pasabas meses preparándote (cientos de horas de práctica) y viajabas cientos de millas para esa oportunidad de 10 minutos. Todo el proceso es apabullante, pero tienes que ser exitoso para poder conseguir un trabajo. Sobra decir que hay mucha presión. Y yo tenía un éxito muy limitado. Siempre era arduo y esto afectaba la calidad de mi desempeño, aún previamente a la audición.

Cuando le hablé a Larry de todo esto él sugirió hacer tapping (EFT) como una solución. Yo ya tenía una multitud de libros acerca de nervios, ansiedad con respecto al desempeño, desempeño sobresaliente y práctica Zen, con muy pocas diferencias en mi práctica. Concedo que tenía un mayor vocabulario acerca de por qué no estaba funcionando pero esto no cambiaba el resultado final. Estaba entusiasmado ante la expectativa de hacer tapping, pero igualmente escéptico.

Desde la primera vez que lo usé, mi nivel al tocar se aceleró. LA DISTANCIA ENTRE MIS PENSAMIENTOS (LO QUE IMAGINABA Y FANTASEABA) Y LO QUE ERA CAPAZ DE HACER DE HECHO CON MI TROMPETA SE HABIA ACORTADO MUCHO. Yo estaba encantado. Sin embargo, sé que a veces nos adherimos con demasiada facilidad a los cambios logrados a nivel físico, ya que el hacer música es tan táctil. Así que decidí grabarme tocando mediante una máquina de Grabación Digital de alta calidad para poder escucharme.

La mejoría fue dramática. Ahora estaba verdaderamente entusiasmado. Aún así, sentí que necesitaba someterme a una prueba mayor (algo más tangible). Desde que tenía 9 años de edad yo había tocado la trompeta B bemol. Me sentía extremadamente cómodo con ella. En cambio, nunca me había sentido relajado tocando la trompeta C (lo cual es necesario para el repertorio orquestal). Podía tocar más alto y suave con mi B bemol, con más delicadeza y facilidad. Me resultaba claro que no podía mantener una idea musical clara cuando cambiaba de instrumento porque estaba demasiado preocupado por la diferencia en el sonido y en cómo se sentía. Así que me dispuse a hacer tapping con la frase “mensaje musical claro”.

Lo que siguió fue un sonido pleno, con cuerpo, y con una nula o casi nula diferencia en lo que yo percibía. Claramente, esto era mucho mejor. Sentí como si una cobija pesada hubiera sido quitada de mi cabeza. Podía concebir claramente lo que quería hacer y, lo más importante, podía hacerlo.

Probablemente el beneficio más significativo que he obtenido mediante EFT es la claridad mental. Puedo decidir qué parte de mi práctica necesita atención y dedicarme a ello. No significa que no tengo que practicar. Es sólo que logro avanzar mucho más que nunca en mis sesiones de práctica. La calidad debe ser repetida antes de que se convierta en hábito, así que yo hago eso con la ayuda de hacer tapping. Desde entonces he compartido esto con algunos de mis colegas y ellos han obtenido resultados similares. También lo he enseñado a mis estudiantes con mente más abierta (los que se ven más afectados por los nervios). Ellos me han dicho que les ha ayudado y lo he notado en sus audiciones.

En algún punto del camino, hacer música se había convertido en trabajo. Me había empantanado en las dudas sobre mí mismo, la ansiedad, el temor al fracaso y algunas veces en el pavor. EFT disipó todo eso para que yo pudiera hacer lo que quiero hacer: cantar a través de mi instrumento”.

________________________________________

LARRY STOLER CONTINÚA: Bruce ha aprendido a aplicar EFT amplia y profundamente. Las utiliza para atender bloqueos muy específicos en su práctica, y las usa para trabajar en asuntos personales que pueden interferir con la expresión más amplia de sus dones artísticos.

Los artistas, bailarines y músicos pueden beneficiarse con EFT tal y como Bruce lo hace. El proceso de hacer arte está plagado de riesgos. Los artistas tienen que saber como ir hasta el borde, soltar, y permitir que el arte suceda. Los retos específicos que los artistas enfrentan están muy bien descritos en mi libro favorito acerca de la ansiedad con respecto al desempeño para artistas llamado Arte y Miedo, cuyos autores son David Bayles y Ted Orland. Ellos escriben: “Los miedos con respecto a hacer arte caen en dos categorías: miedos acerca de uno mismo, y miedos acerca de la recepción por parte de los otros. En una manera general, los miedos acerca de uno mismo te impiden hacer tu mejor trabajo, mientras que los miedos acerca de tu recepción por parte de los otros te impiden hacer tu propio trabajo” (p.23).

Por supuesto, estos son los mismos miedos que nos detienen a todos en nuestros esfuerzos para ser nosotros mismos en el mundo.

EFT es un método maravilloso, directo y efectivo para ayudar a los artistas, y a todo el resto de nosotros, a sobreponernos al miedo en ambas áreas.

Sinceramente,

Larry Stoler, Ph.D.

Traducido por Ana Paula Aguirre Hall Escribir a Ana Paula