En el mesón...
Un Cambio de Juramentos