Una cliente de Janine Archer soportaba una culpa tanto innecesaria como limitante. Entérese del interesante resultado que generó cuando se solventó con EFT.

Por Janine Archer

Hola Gary,

Una amiga llegó a casa desde su trabajo; su esposo trabajaba en su computadora como de costumbre, de modo que ella decidió tomarse un tiempo para meditar en su recámara, en la planta alta. Una hora y media después su esposo salió de su oficina. Ella disfrutaba de una meditación profunda y no deseaba detenerse, pero el conflicto mental comenzó, de modo que se sintió obligada a levantarse y cocinar la cena.

Cuanto más tiempo se sentaba a meditar, más culpabilidad empezaba a sentir y tarde o temprano se incorporaba para preparar la cena. El siguiente día hicimos tapping con ella y se revelaron sus aspectos: Me siento obligada a cocinar… Me siento culpable si no cocino… Me permito ser controlada por los demás… Soy producto de sus expectativas… Yo soy controlada por el estereotipo del papel femenino esperado… y Nunca estuve de acuerdo con este contrato.

Entonces ella tuvo una comprensión clarísima, realmente poderosa, de que su esposo no se sentía obligado a cocinar y no sentía nada de culpa, dejándole a ella toda la tarea de cocinar durante los últimos 20 años, por lo que ella no debería sentirse culpable tampoco.

El día siguiente ella llegó de su trabajo cuando él estaba sentado en la sala, encendiendo el fuego. Ambos se sentaron y conversaron un momento cuando algo anormal sucedió. Su esposo se levantó y dijo: “Tengo ganas de cocinar…” y preparó la cena. El día siguiente él la llevó a tomar un café por primera vez desde hacía años y ella guisó la cena, pero al otro día, ¡de nuevo él preparó la cena espontáneamente! También pasó el fin de semana atendiendo todo tipo de tareas domésticas inconclusas que habían estado esperando algún tiempo.

Janine Archer

Traducido por Ricardo Viesca Escribir a Ricardo

InEnglish.gif