Reimpronta Matricial me hizo testigo de sus maravillosos beneficios.

 

Por Ivo Madau

C.R. es una mujer de 51 años que me contacto en octubre de2017 por problemas de ansiedad y depresión con la cual había vivido por más de 2 años, en ese periodo recibió atención psiquiátrica y consecuentes medicamentos.

dia europeo de la depresion 2013 1Cuando C.R entro en mi consultorio me conto una historia muy triste y también bastante común en las mujeres que llegan a mi consulta: un primero matrimonio abusivo y violento,  un ex marido alcohólico, mucho sufrimiento, una separación dolorosa y la dificultad de criar a sus hijas solas.

C.R tuvo dos hijas de su primer matrimonio y un hijo y una hija más de otra relación, con su pareja actual con la que lleva más de 20 años y con quien no se lleva nada bien.

Empezamos la sesión con una ronda de EFT sobre las emociones y su conexión  con sus dolores físicos. La tristeza muy profunda en su pecho y el enojo como dolor en la cabeza.

Con varias rondas bajamos la intensidad hasta llegar muy cerca de 0,  C.R  se sintió muy relajada aunque un poco cansada después de la sesión.

Al terminar las rondas de los asuntos anteriores, se le vino a la mente un abuso que sufrió a los 7 años por un conocido de la familia y lo trabajamos con una Reimpronta, nos conectamos con el HECHO y soltamos el dolor, la soledad, el miedo, la vergüenza y el asco.

Con Reimpronta al fin pudo contarles a sus padres lo que había pasado, sintió mucho apoyo, mucha comprensión y mucho amor. Para fializar Reimprimimos la imagen del abrazo de los padres.

Con esto finalizamos la primera sesión y C.R me dijo que jamás había sentido la confianza poder contarle a alguien sobre el abuso que sufrió y que al hacerlo se sintió muy liberada, sintió mucha paz y mucho cansancio.

 C.R vino por una segunda sesión a la semana siguiente. Quería trabajar sobre el enojo con su actual pareja. Sentía que la trataba muy mal, que era muy grosero y sentía que estaba “espiritualmente medio olvidada”.

Trabajamos con EFT la tristeza y la soledad que sentía en el cuerpo y bajamos la intensidad de las emociones hasta el 0.

  1. R me conto que aunque quería mucho a su mamá y siempre la trato bien, ella trabajaba mucho y era muy distante. Le costaba mucho trabajo pedir abrazos y Sentía soledad en la relación con su madre. Hicimos una R.M. conectándonos con un HECHO de cuando tenía 12 años donde al final pudo pedir a su mamá un abrazo y con esto supo cómo expresarle a mamá como se sentía al ser ella distante. Reimprimimos el abrazo final entre el HECHO y la mamá y ella se sintió su corazón lleno de cariño y amor.

Conforme avanzaba la sesión le surgió el trabajar sobre su primer matrimonio que duro 9 años. Fue un matrimonio muy abusivo, violento en todos los aspectos: emocionalmente y físicamente. Hicimos varias rondas liberando la tristeza, el rencor y la culpa en varios eventos específicos.

Cuando terminamos la sesión C.R me comento que se sentía muy bien aunque yo todavía  podía ver mucha tristeza en sus ojos. Tal vez esperaba ayudarla más, me daba cuenta que estábamos en un buen camino de sanación pero también me hubiera gustado que sanara todo. Sentí mucha empatía por el dolor de esta mujer.

En su siguiente visita me conto que 2 años antes había muerto su hermano más chico que era homosexual. Había fallecido por enfermedades relacionadas con SIDA. Le detectaron la enfermedad en estado muy avanzado así que  su enfermedad no fue un proceso largo si muy doloroso. Hicimos varias rondas para bajar la intensidad del dolor, la tristeza y la culpa.

En esta ocasión utilizamos la RM y con el HECHO de cuando escuchó la noticia de lo grave que era la enfermedad. C.R  fue a recoger los resultados de los análisis y pensaba que podía tratarse de gripa o una infección a las vías respiratorias y cuando le dieron la noticia se quedó en shock así que trabajamos con eso, hasta que se sintió tranquila y pudo aceptar el diagnóstico.

Trabajamos con varios HECHOS uno de ellos fue que ella no tenía experiencia en cuidar enfermos y varias veces para motivar a su hermano lo regañaba para hacerlo reaccionar. Cuando él no podía moverse y no podía comer lo regañaba con la intención de motivarlo. Esto genero un profundo sentimiento de culpa en ella.  Soltamos toda esa culpa, trabajando en eventos específicos y al final los HECHOS de los 2 pudieron hablar,  y expresar sus sentimientos de amor y respeto.

La sesión fue bastante dramática, ella lloró mucho pero al final se sintió tranquila.

C.R.  no vino la semana siguiente y tampoco en la semana a seguir. Después de varios mensajes regreso por otra sesión.

La verdad me impresiono mucho verla. En sus primeras sesiones ella era muy seria, muy formal, tenía una mirada triste y hablaba muy poco. Esta vez tenía una luz diferente en los ojos, sonreía más y empezó a hablarme de varios temas antes de empezar, algo nunca  había hecho.

Me dijo que se sentía muy bien, muy tranquila y con mucha energía. No le parecía verdad el no sentir angustia o tristeza. La situación con su pareja mejoró  mucho, de hecho él había encontrado un trabajo.

Le regresaron las ganas de cuidar y disfrutar de sus nietos, en verdad cambió por completo no podía creer lo que veían mis ojos. Atrás estaban los días cuando no salía de la casa, cuando pasaba horas en su cuarto llorando “sin motivo”, cuando era intolerante a los ruidos, a sus nietos y su pareja.

En la última sesión de hecho no hicimos Tapping. Nada más me contó la historia de sus hijas que están viviendo matrimonios abusivos y lo conto con tristeza pero sin mucha preocupación. Me pregunto si podía organizar un taller para la familia y por supuesto di mi disponibilidad.

Ivo Madau
Facilitador Avanzado de EFT y Reimpronta Matricial

Playa del Carmen, México
 Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.