EFT para ataques de pánico y claustrofobia - acercamientos de calidad - AHEFT

Hola a todos,

Aristides Molina - Dunas de Venezuela hace un trabajo de primera clase de ayuda a un cliente de claustrofobia. Tenga en cuenta la forma en que prueba al cliente por diferentes aspectos y usa la visualización para imitar la circunstancia real de claustrofobia.

Fátima: un caso de fobia múltiple

Primera consulta

Fátima, 39 años, llegó a mi consulta hace más de un año, para intentar resolver problemas de claustrofobia que le inducían ataques de pánico. La situación era bien comprometida, pues ella no podía entrar en centros comerciales cerrados, tomar el metro o montar aviones.

Hicimos unas cuantas rondas de tapping, intentando enfocarnos en el tema de los centros comerciales, pues era algo que le impedía compartir con sus hijos, quienes disfrutaban visitar estos sitios en busca de opciones de recreación. A falta de un evento específico que definiera el inicio de esta claustrofobia, el tratamiento de EFT se centró a nivel de las sensaciones físicas que le producía la sola idea de estar dentro de un centro comercial. Un aspecto notable de incomodidad era la multitud de personas. Luego de esa primera sesión, Fátima logró entrar en los centros comerciales cerrados y compartir con sus hijos.

Segunda consulta - meses después

Hace aproximadamente 3 meses, recibí a Fátima en consulta de emergencia. Era jueves y ella debía salir el sábado de viaje a Portugal. Ocho horas de avión, se presentaban ante ella como un desafío que la superaba. Normalmente habría viajado dopada, pero ella quería intentar viajar consciente, como cualquier persona sana. Durante este tiempo se había estado tratando con psicólogos y recibiendo medicación para los ataques de pánico, pero no había logrado mejoría alguna.

Al principio le dije que podíamos irnos al metro para ver cómo se sentía, pero su reacción fue de negación total.

Tuvimos una muy interesante sesión de EFT, donde trabajamos con visualización, simulando todos los pasos del abordaje, despegue y vuelo crucero del avión. En las diferentes etapas de la visualización se presentaban sensaciones físicas y emocionales que eran reducidas a cero con EFT. Luego de una hora, habíamos cubierto imaginariamente todo el proceso del vuelo. Fue entonces que, a falta de un avión, le propuse a Fátima que si tenía tiempo, me esperara a que terminara la consulta, para irnos a probar suerte al metro. Fátima aceptó sin pestañear, con una decisión tan firme, como la negativa que me había dado al inicio de la consulta.

La prueba del metro

Al terminar mi última consulta del día, salimos con Fátima para la estación Altamira del metro de Caracas. Como ella se veía bien y decidida, me enfoqué en intentar inducirle alguna sensación de incomodidad anticipando el recorrido que habríamos de hacer. Utilicé frases como estas:

"Date cuenta que vamos a tomar la escalera eléctrica y cuando lo hagamos es inevitable bajar. ¿Cómo te sientes con eso?"
"Vamos a bajar 30 metros bajo tierra. ¿Cómo te sientes con eso?"
"El aire no se siente igual allá abajo. ¿Cómo te sientes con eso?"
Invariablemente Fátima respondía que estaba bien.

Así, entramos en el metro y llegamos al andén. Cuando llegó el tren Fátima tuvo una sensación de pánico, por lo que hicimos EFT inmediatamente, utilizando como frase "esta emoción". Noté que la emoción era tan real y estaba tan presente, que no era necesario emplear tiempo en buscarle un nombre, sino simplemente aplicar tapping para restaurar el equilibrio energético.

Ese tren se fue, pero Fátima se sintió muy bien y entró de primera en el próximo tren. Recorrimos varias estaciones en una dirección, nos bajamos y volvimos a tomar el tren de regreso, sin contratiempos.

El viaje a Portugal

Hace una semana, Fátima me contó que su viaje a Portugal. Lo hizo consciente, sin medicamentos. Pudo comer, cosa que no hacía nunca en un vuelo, y refiere que en 4 ocasiones sintió alguna que otra sensación de incomodidad, que trabajó inmediatamente con EFT.

EFT también le sirvió mucho en Portugal, pues tuvo que atravesar una gran cantidad de túneles de montaña. Cuenta Fátima que EFT era su herramienta para lidiar con la fobia en esos espacios cerrados.

Conclusión

Evidentemente, el caso de fobia de Fátima se muestra con muchos aspectos que han sido eliminados en un gran porciento, pero no en su totalidad. Sin embargo, la mejoría ha sido notable, y ha impactado su calidad de vida de manera radical. En este caso se aprecia que es decisivo que enseñemos nuestros clientes el procedimiento de la Receta Básica, como parte integral del tratamiento de EFT.