Tapping por sustitución para miedo a volar - AHEFT

Judy Whitcraft hace tapping con la esposa de Hank en sustitución por Hank con respecto al intenso miedo que tiene él a volar. Nota que Hank no estuvo presente durante la sesión de tapping por sustitución, pero de cualquier manera obtiene resultados notables. Nota también que puede que Hank esté mucho más avanzado de lo que él piensa. Esto puede ser el resultado del “miedo al miedo” que Judy explica cerca del final del artículo.

Por Judy Whitcraft

En los 25 años de su matrimonio “Hank”, el “esposo de Tara”, se petrificaba al tener que volar. Él lo hacía, pero estaba nervioso y gruñón días antes del momento de partir. Tara posponía empacar sólo para que él no recordara el viaje inminente y entrara en pánico.

Tara dijo que Hank no buscaba ayuda alguna para su miedo, excepto por tomar un xanax y dormir todo el trayecto. Se sentaba en el aeropuerto en el área de espera, silencioso con sus manos apretadas sobre sus muslos con una mirada de terror. Tara pensaba que el control era el tema principal. Tara estuvo de acuerdo que valía la pena hacer tapping por sustitución por él.

Nota que nunca hablé o hice tapping con Hank. El tapping fue hecho entre Tara y yo por teléfono. El día anterior al viaje, Tara y yo hicimos tapping por sustitución por Hank cerca de 15 minutos. Luego hicimos tapping por sustitución la tarde del vuelo por aproximadamente 15 minutos. Tara repitió estas frases preparatoria después de mí:

Soy Hank y aunque estoy petrificado por volar, el avión está fuera de mi control, de cualquier manera elijo estar calmo y relajado durante nuestro vuelo.

Soy Hank y aunque me pongo ansioso sólo pensando en volar, acepto todos estos sentimientos y elijo sorprenderme con lo calmo que estoy esta vez.

Soy Hank y aunque odio este sentimiento de fuera de control, le pido a mi mente y cuerpo encuentren una forma creativa de estar calmos.

Frases recordatorias negativas: esto está fuera de mi control… odio las cosas fuera de control… este avión puede chocar. Frases recordatorias positivas: de cualquier manera, elijo estar calmo y relajado.

Aquí está la carta que recibí de Tara después de su viaje:

Querida Judy, Hank estaba normal (muy, muy nervioso) el día de nuestro vuelo. Le sugerí partir para el aeropuerto temprano, hacer el check in y tomar una margarita y un aperitivo en el bar. Estuvo de acuerdo.

Manejó hasta el aeropuerto. El viaje en auto fue placentero y comencé a notarlo relajado. Para el momento en que estacionamos e hicimos el check in y llegamos al bar por la margarita, estaba riendo y estábamos pasándola muy bien. Si tomó un xanax, pero no hasta 20 minutos antes del vuelo. Sin embargo, en lugar de dormir todo el viaje hasta allá, leyó un libro, miró por la ventanilla – se lo veía muy relajado y no durmió nada. No apretó las manos, ni los dientes, ni tuvo la mirada de miedo a la muerte. Luego de llegar a Burbank admitió haber tenido un buen momento. El viaje de regreso a casa pocos días después fue muy parecido. No está feliz de volar, pero de hecho lo hace relajado. Puedo darte un muy sonoro SI, ¡Él estuvo diferente!

Estaba contentísima de poder finalmente viajar con mi esposo y divertirme, en lugar de atenderlo a lo largo de cada viaje como en el pasado, rezando para que no saliera disparado antes de que el avión despegara. Hizo una ENORME diferencia. Muy notoria para mí, como su “cuidadora”. ¡Muchas gracias nuevamente!

Tara

Tara también me contó que aunque Hank estaba calmo antes de su viaje de regreso a casa, tomó un xanax. Supongo que Hank estaba experimentando “miedo al miedo”. Estaba tan acostumbrado a tener miedo, que automáticamente tomó un remedio calmante, aunque ya estaba calmo. EFT también puede tratar el “miedo al miedo” bastante bien. ¡Tara y yo podemos hacer eso antes del próximo viaje!

Enviado respetuosamente, Judy Whitcraft

Traducido por Lic. Mariela Carvia

InEnglish.gif