Algunos casos simples de fobia — serpientes / cucarachas/ escarabajos - AHEFT


Muchas fobias responden rápidamente a EFT. Así, obtenemos algunas “maravillas de un minuto” que parecen mágicas, y verlas es un deleite. Agradezco a Meryl Beck por darnos unos cuantos casos.

Por Meryl Beck

Hola, Gary

Me encanta trabajar con fobias - ¡Generalmente es lo más rápido y sorprendente!!! Como vivo en Arizona, tengo mucho que ver con fobias a las serpientes.

Aquí hay algunos ejemplos:

1) Estaba saliendo por primera vez con un caballero, en un restaurante local, y me preguntó que tipo de trabajo hacía. Y, sin ninguna pena, le dije y le pregunté si quería probar algo de tapping. Trabajamos rápidamente en un asunto que traía y luego me dijo, “Realmente creería en este asunto del tapping si pudiera hacer algo con mi miedo a las serpientes. Odio ir a mi cochera, si una serpiente sale en televisión tengo que cambiar de canal, sólo pensar en serpientes me hace sudar. Sé que parece estúpido, que un hombre grande como yo tenga miedo de las serpientes que no son venenosas, ¡pero las odio y no las quiero ni ver! "

Cuando le pregunté, su nivel de SUDS (intensidad de 0 a 10) estaba solo a 3 en ese momento. Entonces decidí buscar algo más y fui al frente del restaurante donde venden libros, para buscar uno con la fotografía de una serpiente. En vez de un libro, regresé a la mesa con una víbora de juguete. Le expliqué que ambos sabíamos que no era real y a lo mejor no funcionaba, pero que probara su nivel de SUDS otra vez. Había subido a 6. Después de tres rondas se fue a cero. No estábamos seguros si se mantendría así al ver una serpiente de verdad.

Como el era nuevo en la ciudad, le pregunté si quería que nos viéramos en una fiesta de la suerte de Chanukah a la que me habían invitado para la siguiente noche. Cuando llegué, me encontró en la puerta preguntándome “¿Estaba esto planeado?". No sabía de lo que hablaba hasta que me llevó al estudio del dueño de la casa (yo nunca había estado allí) y allí había ¡DOS JAULAS CON SERPIENTES VIVAS!

Mientras el estaba parado viendo las serpientes, le comenté que era sorprendente que pudiera estar tan cerca de ellas debido a su miedo y respondió, "Creo que es un caso de mente sobre materia” y no correlacionó eso con el tapping que hicimos un día antes, ¡para nada!

2) Mis socios y yo estábamos al teléfono haciendo una entrevista de radio y explicando nuestro método de ERMT (Técnicas de restauración y manejo de energía) que usan EFT y otras técnicas de tapping. Pedimos que el público nos llamara... y trabajamos con un caballero que estaba aterrorizado con las serpientes. Después de dos o tres rondas su SUDS se fue a cero y él se sentía calmado y tranquilo. El entrevistador conocía a esta persona y nos reportó que habló con él días después y que ¡estaba sorprendido y deleitado de que todavía no tenía miedo de las serpientes!

3) Pocos días después, en una cena de negocios, una mujer me preguntó por mi trabajo. Le dije la historia de cuando estuve al aire con la persona que llamó y como el tapping eliminó su fobia a las serpientes. Dijo que ella tenía terror a las serpientes, también. Le pregunté si quería probar el tapping para que eliminara su miedo, y estuvo de acuerdo. Luego le dije "¿Cuál es tu nivel de molestia emocional cuando piensas en una serpiente?" Y respondió, "No, no, no quiero ni siquiera pensar en ellas." Inmediatamente iniciamos el tapping, y después de tres rondas ella pudo pensar en serpientes sin ningún miedo.

4) También he trabajado con personas que tienen miedo de esas cosas espeluznantes que se arrastran – como arañas, cucarachas, y otros “horribles” bichos. Hace pocos días, en un taller en Texas, una mujer tuvo una fuerte reacción cuando una cucaracha pasó corriendo por el suelo. Esa tarde, le pregunté si quería algún alivio de su miedo a los bichos, y estuvo de acuerdo.

Empezamos con un pedazo de papel que representaba al bicho y su SUDS fue sólo de 8. Después de llegar a 0 con el tapping, le dije que viéramos un bicho de verdad... y su miedo había subido a 10. Su corazón se aceleró y le sudaban las palmas de las manos. Entonces hicimos tapping. Cuando llegamos a cero, y como no había ningún bicho alrededor, le pedí que me hiciera saber su reacción si veía otro bicho. Al siguiente día me llamó y dijo que había visto otra cucaracha y, aunque no la quería tocar, ¡no fue un gran problema!

Meryl Hershey Beck, MA, MEd, LPCC, CPC

Traducido por Sergio Lizarraga. Practicante de EFT Nivel I y II, C-C. http://www.libemo.tk

InEnglish.gif